¡¡Ni Una Dieta Más!!

¡¡Ni Una Dieta Más!!

 

 

Esta era yo hace algún tiempo

El más mínimo esfuerzo me costaba la vida

Un día te subes a la báscula , y tu báscula, que es una grosera te dice que has cogido otro kilo más.

Piensas “hasta aquí he llegado, me doy la vuelta”, y tomas la determinación de ponerte a dieta.

No es la primera vez. Ya has hecho un montón de dietas.

Pero de todas formas te das una vuelta por internet a ver si hay algo nuevo que realmente funcione.

Pones “dieta efectiva” en el buscador y te salen tropecientos millones de resultados.

Todos prometiendo milagros…” Adelgace 20 kilos en una semana”.

Y a pesar de las experiencias previas, decides volver a intentarlo con esa dieta o esas pastillas milagrosas porque “igual esta funciona”.

Te pones a dieta de 1000 Kcal y te tomas los comprimidos que te indican. Aguantas estoicamente una o dos semanas, pero no puedes dejar de pensar en comidas ricas y sabrosas. Consigues bajar unos kilos, pero al poco tiempo la báscula se estanca y  no consigues bajar más. “¿Para esto me estoy matando de hambre?…Pues paso” Y ahí se acabaron tus buenos propósitos.

¿Te suena de algo esta escena?

Todos los que tenemos tendencia a engordar la hemos vivido en más de una ocasión y siempre con los mismos resultados.

La Dieta no funciona

Y esta soy yo ahora

Y es que si las dietas y las pastillas no te han funcionado nunca, (ni a ti ni a la mayoría de la gente), es ¡¡¡PORQUE NO FUNCIONAN!!!. No al menos la concepción de dieta con fecha de inicio y fin..

¿Porqué entonces nos seguimos fustigando y sufriendo con dietas y ejercicios imposibles de mantener en el tiempo?

Tanto los excesos como los defectos en la alimentación son terribles para nuestro organismo.

Sometemos nuestros cuerpos a un estrés alimenticio imposible de mantener.Comemos y bebemos con total irresponsabilidad, como si todo eso que nos metemos por la boca no tuviera consecuencias.

No somos culpables exclusivos de nuestro sobrepeso, pero sí los únicos responsables de lo que le hacemos a nuestros cuerpos.

Venimos a este mundo con un único cuerpo, con el que tenemos que vivir hasta el día de nuestra muerte.

No existen los trasplantes de cuerpo entero, así que procura cuidar el que tienes porque si te lo cargas por un mal mantenimiento, ¡No tiene garantía de sustitución!

Pero no seamos alarmistas. Se trata tan solo de cambiar algunas de nuestras conductas alimentarias y de adoptar algunos nuevos hábitos que nos van a ayudar, y mucho, a cuidar nuestra salud física y psicológica y de paso a vernos más guapos.

En CENTRO ARIVE te ayudaremos a ir modificando todas esas pautas que tanto te perjudican y sustituirlas por nuevas conductas y hábitos saludables.

Porque no sólo contamos con los conocimientos y habilidades necesarios para ayudarte, sino que también poseemos la experiencia de haber puesto en práctica el programa en nosotros mismos….¡¡¡ Y ESTE SÍ QUE FUNCIONA!!

Leave a reply

Your email address will not be published.

You may use these HTML tags and attributes:

<a href="" title=""> <abbr title=""> <acronym title=""> <b> <blockquote cite=""> <cite> <code> <del datetime=""> <em> <i> <q cite=""> <strike> <strong>